La escala de las emociones

images

“Lo semejante atrae a lo semejante”.  Las diferentes energías forman constelaciones de “patrones atractores” o “niveles de conciencia”. El Mapa de la Conciencia  proporciona una visión lineal, logarítmica de este terreno energético no-lineal. Cada nivel de conciencia (o patrón atractor) es calibrado en una escala logarítmica de poder energético, que van del 1 al 1.000. El nivel de Completa Iluminación (1.000), en la parte superior del Mapa, representa el nivel más alto posible en el reino humano, es la energía de Jesucristo, Buda, y Krishna. El nivel de la Vergüenza (20) se encuentra en la parte inferior, cercana a la muerte, representando la mera supervivencia.
El nivel del Coraje (200) es el punto crítico que marca el cambio de la energía negativa a la positiva. Es la energía de la integridad, el ser veraz, el empoderamiento, y el tener la capacidad de hacer frente a las cosas. Los niveles de conciencia por debajo del Coraje son destructivos, mientras que los niveles superiores apoyan la vida. Una simple prueba muscular revela la diferencia: los estímulos negativos (por debajo de 200) instantáneamente debilitan el músculo, y los estímulos positivos (por encima de 200) instantáneamente fortalecen el músculo. La verdad “poder” fortalece; La “fuerza”. Debilita. Por encima del nivel del Coraje, la gente nos busca porque les damos energía (“poder”) y tenemos buena voluntad hacia ellos. Por debajo del nivel del Coraje, las personas nos evitan porque les robamos energía (“fuerza”) y queremos usarlos para nuestras propias necesidades materiales o emocionales. Aquí, esbozamos la escala básica, partiendo de las energías más elevadas y bajando hacia las inferior: posiciones rígidas, es no critica, y no competitiva.
Paz (600): Esto se experimenta como perfección, felicidad, fluidez, y unidad. Es un estado de no-dualidad más allá de la separación y más allá del intelecto, en tanto que “paz que sobrepasa todo entendimiento”. Se describe como Iluminación y Entendimiento. Es rara en el reino humano.
Alegría (540): El amor que es incondicional e inmutable, a pesar de las circunstancias y las acciones de los demás. El mundo se ilumina con una exquisita belleza, que es vista en todas las cosas. La perfección de la creación es evidente por si misma. Hay una cercanía a la unidad y al descubrimiento del Ser; compasión por todo; enorme paciencia; sentimiento de unidad con los demás y preocupación por su felicidad. Una sensación de auto-realización y auto-suficiencia prevalece.
Amor (500): Una forma de ser que perdona, nutre y apoya. Que no procede de la mente, sino que emana del corazón. El Amor se centra en la esencia de una situación, no en los detalles. Trata las generalidades, y no de las particularidades. A medida que la percepción es reemplazada por la visión, no toma posición y ve el valor intrínseco y la amabilidad de todo lo que existe.
Razón (400): Este aspecto distingue a los humanos del mundo animal. Existe la posibilidad de ver las cosas en abstracto, de conceptualizar, de ser objetivos, y tomar decisiones rápidas y correctas. Su utilidad es enorme para la resolución de problemas. La ciencia, la filosofía, la medicina, y la lógica son expresiones de este nivel.
Aceptación (350): Esta energía es fácil de llevar, relajada y armoniosa, flexible, incluyente, y libre de resistencias internas. “La vida va bien”. Tu y yo estamos bien. Me siento conectado”. Cumples con la vida en los términos de la vida. No hay necesidad de culpar a otros o culpar a la vida.
Voluntad (310): Esta energía sirve a la supervivencia en virtud de una actitud positiva que da la bienvenida a todas las expresiones de la vida. Es amable, servicial, quiere ayudar, y trata de estar al servicio.
Neutralidad (250): Se trata de una forma de vida que es cómoda, práctica y está relativamente libre de emotividad “Se está bien de cualquier manera.” Está libre de posiciones rigidas, es no crítica y no competitiva.
Coraje (200): Esta energía, dice, “puedo hacerlo”. Está determinada, entusiasmada con la vida, la productividad, la independencia, y el auto-empoderamiento. La acción efectiva es posible.
Orgullo (175): “Mi manera es la mejor manera”, dice este nivel. Su enfoque es el logro, el deseo de reconocimiento, lo especial, y el perfeccionismo. Se siente “mejor que…” y superior, a los demás.
Ira (150): Esta energia se sobrepone al origen del miedo con la fuerza, las amenazas y el ataque. Es irritable, explosiva, amarga, volátil, y resentida. Le gusta “vengarse”, como un “Ya te enseñaré”
Sufrimiento (75): Hay impotencia, desesperación, pérdida, pesar, y sentimiento de, “Si yo tuviera…” Separación. Depresión. Tristeza. Ser un “perdedor”. Tristeza, como un “No puedo seguir”
Deseo (125): Siempre se busca la ganancia, la adquisición, el placer, y el “obtener” algo que está fuera de uno mismo. Es insaciable, nunca está satisfecha, y anhela. “He de tenerlo”. “¡Dame lo que quiero, y dámelo ahora!”
Miedo (100): Esta energía ve “peligros”, que están en todas partes. “Es evasiva,defensiva, está preocupada por la seguridad, es posesiva, celosa de los demás, inquieta, ansiosa y vigilante. “Si yo tuviera…” Separación. Depresión.  Tristeza. Ser un “perdedor”. Tristeza, como un “No puedo seguir.”
Apatía (50): Esta energía se caracteriza por la desesperanza, el hacerse el muerto, estar en “fuga” de los demás, estar inmovilizado, y los sentimientos:     “No puedo” y “¿A quién le importa?” La pobreza es común.
Culpa (30): En este campo de energía, uno quiere castigar y ser castigado. Esto conduce al auto-rechazo, el masoquismo, el remordimiento, el “sentirse mal”, y elauto-sabotaje. “Todo es error mío”. La propensión a los accidentes, la conductasuicida, y la proyección del auto-odio sobre los demás que son “malos” es común. Es la base de muchas enfermedades psicosomáticas.
Vergüenza (20): Se caracteriza por la humillación, como “enrojecer de vergüenza.” Tradicionalmente se la ha acompañado con el destierro. Es destructiva para la salud y lleva a la crueldad con uno mismo y los demás.

Fuente: Dejar Ir: El Camino De La Entrega. de el Dr. David R. Hawkins

¿ Qué es lo más importante de nuestras vidas ?

images

¿Como puede algo innato a nosotros, -una parte integrante de nuestro verdadero ser- ser tan difícil de alcanzar? ¿Por qué tanta infelicidad si estábamos dotados para la felicidad? Si “el Reino de los cielos” está dentro de nosotros, ¿porqué a menudo “nos sentimos como en el infierno”? ¿Como podemos liberarnos de los lodos de la no-paz que hacen que nuestro camino hacia la paz interior parezca tan arduo, como la melaza contrayéndose en un día frío? Es bueno saber que esa paz, felicidad, alegría, amor y éxito son intrínsecos a nuestro espíritu humano. Pero ¿qué pasa con toda la ira, la tristeza, la desesperación, la vanidad, los celos, la ansiedad y los pequeños juicios diarios que amortiguar el sonido prístino del silencio en nosotros? ¿Existe realmente una manera de deshacerse del lodo y ser libre? ¿Danzar sin impedir la alegría? ¿Amar a todos los seres vivos? ¿Vivir en nuestragrandeza y cumplir nuestro potencial más elevado? ¿Convertirse en un canal de la gracia y la belleza en el mundo?

Muchos de nosotros hemos sido educados para compaginar lo mundano e incluso el cumplimiento espiritual, con el “trabajo duro”, “mantener la nariz en la muela”, “vivir con el sudor de nuestra frente”, y otros rigurosos axiomas heredados de una cultura impregnada de la ética religiosa.

De acuerdo con este punto devista, el éxito requiere sufrimiento, afán, y esfuerzo: “sin dolor, no hay beneficio”. Pero, ¿Qué hemos conseguido con todo ese esfuerzo y dolor? ¿Estamos verdadera y profundamente en paz? No.

Todavía tenemos la culpa interior, la vulnerabilidad a las críticas de alguien, el querer estar seguros, y los resentimientos que supuran.

¿Estamos dispuestos a imaginar una nueva vida para nosotros, que esté caracterizada por el éxito sin esfuerzo, libres de resentimientos, y sintiendo gratitud por todo lo que le nos pasa, inspiración, amor, alegría, y con soluciones gano-gano, felicidad y expresión creativa? Uno de los mayores obstáculos para la felicidad, nos dice, es la creencia de que esto no es posible:

“Tiene que haber trampa”;

“Es demasiado bueno para ser verdad”;

“Le puede pasar a los demás, pero no a mí”.

Fuente: Dejar Ir: El Camino De La Entrega. de el Dr. David R. Hawkins

5 infusiones cicatrizantes

infusiondehiperico-300x238
Cuando la piel sufre una herida, ésta tiene el poder de regenerarse lo que se conoce con el nombre de proceso de cicatrización.
En ocasiones, las heridas no se cierran con facilidad, ya que puede que este proceso no se esté realizando de forma adecuada.
Existen infusiones medicinales que ayudan a que la cicatrización se efectúe sin contratiemos y, a continuación, se describen algunos de ellas:

Infusión cicatrizante de perejil
Tiene un efecto astringente y cicatrizante. Además, también presenta beneficios cosméticos, ya que limpia la piel y combate las arrugas incipientes.
Preparación: hervir un ramo de perejil fresco en un vaso de agua, durante algunos minutos. Dejar enfriar y colar.
Cómo aplicarlo: empapar un paño en la preparación y colocarlo en toda la extensión del rostro, durante diez minutos. : Usar diariamente.

Infusión cicatrizante de cola de caballo
El consumo de esta hierba se aconseja cuando hay heridas que tardan en cicatrizar, llagas, ampollas u eczemas.
Preparación: hacer una infusión calculando una cucharadita de las hojas y tallo secos, por taza de agua hirviendo. Dejar reposar unos minutos y colar.
Cómo aplicarlo: -Uso interno
Beber dos o tres tazas diarias hasta que se note mejoría. -Uso externo Se hace una compresa, con un paño empapado en la infusión, y se aplica unos minutos sobre el área afectada, dos veces al día.

Infusión cicatrizante de hipérico
Las hojas y flores secas de esta planta se emplean para acelerar la cicatrización de heridas.
Preparación: calcular una cucharadita, por taza de agua hirviendo, de hojas y flores secas. Dejar reposar unos minutos y colar.
Cómo aplicarlo: -Uso interno
Beber tres tazas diarias. –
Uso externo Hacer una compresa y aplicar sobre la herida, dos o tres veces al día.

Infusión cicatrizante de caléndula
Cuando hay heridas menores, producto de rasguños, arañazos o raspones, se puede emplear esta cataplasma…
Preparación: añadir a un cuarto litro de agua, tres cucharaditas de flores secas de caléndula. Hervir durante diez minutos. Dejar reposar cinco minutos y luego colar.
Cómo aplicarlo: empapar bien, en la infusión, el aposito que se va a aplicar en la herida, y sujetar con esparadrapo. Cambiar dos veces al día.

Infusión cicatrizante de castaño de Indias
Esta planta tiene propiedades cicatrizantes y astringentes, por lo que se aconseja su uso cuando hay descamación de la piel (eczemas, dermatitis), acné y heridas.
Preparación: hacer una infusión calculando una cucharadita de la corteza y las semillas, por taza de agua hirviendo. Dejar reposar unos minutos y colar.
Cómo consumirlo: beber tres veces al día. Se desaconseja su uso en caso de embarazo.

 

12 maneras de quererse a uno mismo. Louise Hay

autoestima1

He descubierto que sólo hay una cosa que cura todos los problemas, y es: quererse a uno mismo. Cuando la gente comienza a amarse a sí misma, cada día más, sus vidas mejoran de una manera increíble. Se sienten mejor. Consiguen los trabajos que desean. Tienen el dinero que necesitan. Sus relaciones positivas mejoran, o las negativas se disuelven y comienzan otras nuevas.
Amarse a uno mismo es una aventura maravillosa, es como aprender a volar. Imagínate que todos tuviéramos el poder de volar a nuestro antojo… ¡Qué emocionante sería! Comencemos a amarnos a nosotros mismos ahora.
12 consejos para aprender a amarse a uno mismo:

Deja la crítica. La crítica nunca cambia nada. Niégate a criticarte a ti mismo. Aceptate tal y como eres. Todo el mundo cambia. Cuando te criticas a ti mismo, tus cambios son negativos. Cuando te aprueba a tí mismo, los cambios son positivos.
Perdonate a ti mismo. Deja que el pasado se vaya. Lo hiciste lo mejor que pudiste en el momento en el entendimiento, con la conciencia y el conocimiento que tenías . Ahora estás creciendo y cambiando, y vivirás la vida de manera diferente.
No te asustes. Deje de aterrorizarte a ti mismo con tus pensamientos. Es una manera terrible de vivir. Busca una imagen mental que te da placer, y cambia inmediatamente tu pensamiento aterrador por un pensamiento placentero.
Se amable, gentil y paciente. Se amable contigo mismo. Sé gentil contigo mismo, Se paciente contigo mismo a medida que aprendes las nuevas formas de pensar. Date un capricho como lo harías con alguien que realmente amas .
Se amable con tu mente. Odiarte a tí mismo sólo es odiar a tus propios pensamientos. No te odies a ti mismo por tener los pensamientos. Sólo cambialos suave y progresivamente.
Felicítate. La crítica rompe el espíritu. La felicitación anima a seguir. Felicítate tanto como sea posible. Di lo bien que lo estás haciendo con cada pequeña cosa.
Mantente. Encuentra maneras de apoyarte. Se fuerte para pedir ayuda cuando la necesites. Permite a tus amigos que te ayuden.
Se cariñoso con tus patrones negativos. Reconoce que los has creado para satisfacer una necesidad. Ahora estás encontrando formas nuevas y positivas para satisfacer esas necesidades. Así que amorosamente libera los viejos patrones negativos.
Cuida tu cuerpo. Aprende sobre nutrición. ¿Qué tipo de combustible necesita tu cuerpo para tener energía y vitalidad óptimas? Aprende sobre el ejercicio. ¿Qué tipo de ejercicio le gusta a tu cuerpo? Aprecia y reverencia el templo en el que vivimos.
Haz un trabajo de espejo. Mírate a los ojos con frecuencia en el espejo. Expresa en voz alta este creciente sentimiento de amor que sientes por ti mismo. Perdónate mientras te miras en el espejo. Habla con tus padres mientras te miras en el espejo. Perdónalos, también. Al menos una vez al día, por ejemplo, ” Te quiero, te quiero de verdad!”
Quiérete… Hazlo ahora. No esperes hasta que estés bien, o pierdas peso, o consegas un nuevo trabajo, o encuentres una nueva relación. Comienza ahora y hazlo lo mejor que puedas.
Diviértete. Acuérdate de las cosas que te hacían feliz de niño. Incorporarlos a tu vida ahora. Encuentra una manera de divertirte con todo lo que haces . Déjate expresar la alegría de vivir. Sonríe. Ríe. Alégrate, ¡y el universo se alegrará contigo!
por Louise L. Hay